Blogia
blognovelpol

Gente en general por Pedro Avilés

  Por ciento veinte mil euros no está mal,  ¿eh Gary?

— Nada mal.  Muy rentable. Sesenta  mil por cabeza, ¿eh?

Del estómago de uno de los dos muertos brotó hacia la garganta una especie de tenebroso eructo que rebotó en las paredes terrosas de la tumba. Gary levantó instintivamente el arma y disparó las cinco balas que le quedaban al cargador hacia los cuerpos inertes de los jóvenes, que encajaron los impactos con la misma vida de dos sacos de arena.

— ¡Cerdos! Parece que les sentó bien la cena —dijo mezclando sus palabras con una risa nerviosa, la Mágnum humeante en la mano derecha.

— Los eructos de lo muertos están en el sueldo. Lo que tienes que hacer es darte prisa en cubrirlos de tierra para evitar que oigamos ahora sus ventosidades —dijo Donald, que sabía que su hermano siempre estaba bien dispuesto a  asumir los trabajos más difíciles.

  En el fondo no somos más que un saco de mierda.

  ¿Nosotros en concreto, Gary?

  No. La gente en general, Donald.

— A trabajar —dijo Donald cogiendo una de las dos palas. Gary agarró la otra y empezó a echar tierra sobre los jóvenes muertos. Estaban seguros de que nunca encontrarían los cuerpos.

 

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres